Aqui solo esta representada la primera parte de la novela
"Al final del juego"





"El inefable poder de las decisiones, lleva consigo el insoslayable  juego de sobrevivir siempre al instante final".




La explicación

 

“Dejare de perder estas micénicas

Batallas contra la soledad,

Que sin esfuerzo alguno,

Se apodera aun más de mí”

 


Tengo ganas de mandar todo a la mismísima mierda, de una vez y para siempre y decir basta. Basta para a mi, basta para todos. Dejándome de joder así con las idas y vueltas de esto y de aquello, sepultando de una bendita vez a la reminiscencia del pasado y su sistemática consecuencia. Muerto el perro se acaba la rabia viejo, es así nomás.

He decidido ponerme frente a todos aquellos, frente a uno por uno y decirles lo que pienso de ellos en la puta cara…

-Pero que mierda se creyeron ustedes que son, súper hombres, súper mujeres…

Aunque suene esto de manera un tanto galante, dantesca y si se quiere poco grosera. Se también que en la voracidad de la verdad no se omiten sentimientos. A decir verdad estos hijos de puta, se creen que pueden cagar más alto que el culo, por el solo hecho de que tienen dos centavos más que yo, creyéndose insólitamente con el derecho de mirarme por arriba de los hombros. Falsos pacatos de mierda. Muchos de ellos, ni siquiera saben como agarrar un libro.

Como es que pueden algunos, prejuzgar a otro ser humano hecho exactamente en el mismo instante y dotado de los mismos atributos (todos hijos de Dios) sin tal siquiera reservar la veracidad de cada palabra, guiados solo por meras presunciones, celos, egoísmos y cobardías. ¿Como? Lo curioso, es que luego, son todos aquellos, los mismos, los de siempre, que asientan con la cabeza a la hora de hablar de moral y de ética. Son los mismos que hablan también de hermandad, de fraternidad. Mentirosos de mierda, por que eso es lo que son, pura mierda. No son más que unos puñados de hipócritas, falsos discípulos de Jesús.

 

Tendríamos que tener en cuenta, mis queridos hermanos, de una vendita vez, que lo que se habla con la boca, se paga con el vendito culo. Si, con el culo.

Se que una de tantas preguntas seria ¿Mientras tanto que? ¿Que hago? para poder salvarme, para poder protegerme de todos aquellos que quieren imponer su voluntad, queriendo destruir.

(La repuesta estará frente al espejo cada mañana)

 

***

 

Claro que he hecho y seguiré haciendo, una rigurosa, como cuidada retrospectiva (Claro esta para nada sistemática). No he hecho más que poner siempre de forma deliberada, la otra mejilla (Siempre la otra) intentando tener siempre la mayor comprensión posible hacia todos mis hermanos.

Esto no es un vil acto de soberbia, insinuando que soy lo más parecido a un samaritano, o que pueda tener de esta manera superiores capacidades, (de ningún modo) es tan solo un indemne acto, que hace las veces de escudo que me protege de la impunidad de los otros, tan gallardamente cubierta.

Me pregunto si sabrán las consecuencias que traen, cada palabra, cada pensamiento, cada acto, ejercido en pos de presionar a otro espíritu homogéneo.

(Provocando así, nuestra permanente manera de vibrar, que no es otra cosa, en definitiva, que nuestra esencia)

Se que nadie esta, ni estará exento, lo se. De hecho también seria capaz de hacer tilín – tilín, si tuviera la campanilla entre mis manos, para poder deshacerme del Mandarín y heredar sus millones. Lo haría sin ningún temor.

 

***

 

Definitivamente las formas simétricas de la violencia, se encuentran en la derivación misma de cada circunstancia en particular.

 

Aunque en este punto debo y hay que aclarar que, no toda violencia esta en la contestación a una agresión, acto o hecho, dado que el acto violento, tomado como tal debe estar determinado, teniendo en cuenta los factores que llevaron al mismo y quienes son además los que lo han producido, ya que en tal caso no seria lo mismo contestar una reacción de alguien conocido, a contestar una reacción de alguien desconocido, lo que no significa no actuar de forma violenta ante quien haya cometido el potencial acto o hecho violento.

¿Quién no ha estado y estará expuesto en el círculo paralelo del hostigamiento, persecución o exclusión?

¿Hasta que punto ganar es aprender a sufrir?

La provocación de cada acto de imposición no es más que la pérdida incorruptible de la libertad, sepultando a la inteligencia, preguntándose mas tarde donde carajo quedo el buen amor.

¿Será entonces que la inteligencia tiende a la muerte? “Buscamos responsables ante las consecuencias sufridas victimas de nuestra propia esencia, claro esta, la culpa es de otro”

No, si el tango tenía razón, “En el siglo cambalache da lo mismo ignorante o San Martín”.

A decir verdad he pensado siempre en proclamar justicia por mano propia de manera un tanto exhaustiva, vaciando sobre ellos un cargador o dos. Pero una vez más calmo recupero la cordura recordando siempre no querer estar en la horma de sus zapatos.

 

***

 

Pienso en aquellos, en los infelices de verdad en los infelices de siempre, en esos que no son mas que seres inanimados, títeres. Esos si que la tienen jodida. A ellos hasta el mismo Dios pareció joderles la existencia.

¿O se la jodieron ellos mismos? ¿Y si nacer en esas condiciones es una elección, una decisión espiritual?, pienso execradamente que debe ser así, lo que sucede es que no logro comprender como es que un espíritu puede elegir encarnar en esas condiciones.

Como pueden muchos elegir ser motivo de humillación con su sola presencia

(¿O acaso tú los miras con comprensión, paciencia o amor?)

Como pueden elegir ser motivo de toda lastima, de todo tipo de rechazo constante, de deseo de exterminio para que compasivamente pasen a una mejor vida -pudiendo enfáticamente satisfacer sus necesidades en el mas allá- ¿Qué habrán hecho en sus anteriores vidas para ello? Para ser tan solo seres humanos despojados hasta de su propia dignidad, siendo por ello simples remedos de ser. ¿Que habré hecho yo? para padecer ante estos imberbes, yo que guardo los goces de puro en bandeja de plata, para cuando pueda encumbrar la cima.

¿Serán el reflejo de que todo no esta tan mal? Que siempre habrá alguien peor. Miro a los inválidos, a los locos, a los adictos, a los perdidos, a los abandonados, a la putas, a todos aquellos sobrevivientes de si mismos, no siento poder frente a ellos, siento pena por su suerte, por su vida perdida, -de hecho yo también les regalo mis indulgencias-.

Me hubiese gustado que al menos tuviesen mi suerte, todos ellos, sin excepción alguna. Que tuviesen mi suerte todos aquellos a los que se les ha prohibido siquiera soñar, perdidos en algún círculo del infierno, pero en vida, esos que nunca conocerán el amor, la felicidad, la dicha. ¡Carajo no se puede sufrir tanto!

El hijo de puta de Fernando sostiene una simple teoría con tan solo una simple pregunta ¿y si Hitler tenía razón?

Estoy sumamente seguro de que Dios no tiene, ni tendrá nada que ver en nuestros asuntos, con nuestras decisiones ¿si no, de que serviría nuestro libre albedrío?

En fin, se que siempre ha llamado la atención todo aquello que es diferente.

Aun me da risa observar a todos aquellos que juegan al gato maula casando al mísero ratón.

“El perdón no es un acto de olvido, si no de una mera precaución”

“La compasión no es mas que un mísero acto de abandono” (No compadezcas, solo obra)

¿Quien te dijo a ti que puedes estar exento de todo sortilegio? ¿Acaso no formas parte de este mundo? ¿No vives en el?

 

***

 

Esta comenzando a oscurecer. Los muchachos ya pronto pasaran a buscarme para pasar la noche en la quinta de los abuelos del polaco. Ya paso la bronca, aunque se que esta noche también tendré que soportar alguna chanza mas

 

***

 

No hay momento en el cual no haya pensado en terminar con todo este asunto. Todo era motivo de burla para ellos, si era morena por que era morena, si era baja por que era baja, si era alta por que era alta, si hablaba, si no hablaba, si era por que era. -Soretes de mierda…

Nunca conocieron el arte de las letras y mucho menos el de los decasílabos y hexámetros, eso era cosa de tipo soñador, flojo, poco inteligente, de poca rudeza y por sobre todo de una falsa sensibilidad. –Decían-

Ellos eran tipos sistemáticos, odiaban todo aquello que tenia que ver con el arte, no servían para trabajos de pala y de pluma, les faltaba cocción, servían si para getoniar y hablar en tercera persona, puros nenitos de mama, flor de turros eran estos forros, Y si… el que no sabe es jefe… es como el dicho “cumple sus sueños quien resiste”. Estudiaban derecho como causante de poder seguir estando al límite, después de todo tenían como y con que. Mientras que yo según el día lidiaba, con la envidia y otros con la indignación.

Estaba realmente asqueado de todos ellos. Intente alejarme, la situación, pero a decir verdad me falto oficio para terminar de llevar acabo el acto y ponerle fin a todo esos tipos de circaría. Y sin embargo con el pretexto de que éramos un grupo unido, fuerte, con convicciones, (las cuales solo tenían los auténticos caballeros –decían-) en el cual cada uno ocupaba un rol, se las arreglaban increíblemente (siempre desconoceré como) para que no me apartase de ellos.

 

Lo curioso era la respuesta que me sabían dar cada vez que preguntaba cual era mi rol en este grupo

-Vamos no te hagas, que ya lo sabes…

Para poner acto seguido cara de poca paciencia, por haber sido ofendidos por mi pregunta. Para no recurrir a viejos episodios intente convencerme sabiendo que todo este sufrimiento pueril tendrá su fruto una vez recibido, una vez que tenga ese pedazo de cartón sellado por un montón de ministerios colgado en la pared, dado los contactos que estos fiolos repugnantes poseen.

El éxito también posee sus detrimentos, no quería pensar siquiera en poder pensar en terminar como un mediocre.

 

***

 

Y si, todo al final llega, todo. Lo que nunca pensé que fuera así, de esa manera, así tan, tan... bueno pero la culpa fue mía, mía por ambicioso y por dejarme, por dejarme… bueno pero no tenían derecho a tanto desprecio… no lo tenían… nadie lo tiene. Ninguno otro ser humano puede y debe dominar sobre las voluntades de otros seres.

Que corta es la vida a veces ¿No?

“Será cada uno esclavo de su propio azar”

“En la fuerza esta la imposición”

No niego el deseo de tener el maldito poder que tienen ellos y ser el dueño de la situación. Ser a quien admiren o teman con su sola presencia y obedezcan por cada palabra que nadie pueda contradecir. ¿A quien no?

Las mujeres adoran a esos tipos, a los tipos que sin importar su calidad sepan guiarlas al infierno como al cielo. Detestan sin embargo a los tipos opuestos, a esa clase de humanos que ya no se ven. ¿Acaso no aborrecen hasta a la abominación a los hombres buenos, a los buenos hombres, provistos de hidalguía, buenas costumbres y por sobre todo Amor, por resultarles aburridos, sin excitación?

Acaso no prefieren a esa calidad de hombres como amigos y confidentes para poder contarles mas tarde toda la clase de peripecias que esos hijos de putas “sus hombres” sus arquetipos le hacen, le han hecho y le harán padecer hasta el hartazgo. Para escuchar después que los aman, dando su vida por ellos (pelotudas de mierda) obviando en el mayor de los casos la realidad, mintiéndose así mismas creyendo siempre que cambiaran. O será que por culpa de ese maldito ego de mierda, por ese orgullo a no ser derrotadas, pierden toda una vida jugando a la María dejando o alejando mas tarde toda oportunidad. Pero no hubo caso, intente por todos los medios ser un verdadero otario, lo que se dice un energúmeno, cada mañana mientras observaba mi rostro reflejándose en el espejo me decía a mi mismo -Hoy voy a ser un verdadero sorete, un verdadero hijo de puta, total así tendré en una de esas mucha mas suerte, mucha mas gente que me secunde, minas, guita. Siempre me dio la sensación de que esos tipos tienen mas suerte, no se, siempre tiene alguien detrás de ellos. Y nada ché, una vez que traspasaba los límites del umbral de la puerta de mi habitación no era sino el mismo pueblerino subversivo que se empeñaba en lo de siempre. Y no pude, no pude, triunfo de sobre manera la culpa, la culpa de transgredir las normas, de transgredir mi propia moral, acusado claro esta, solo en silencio, puertas para adentro. Dejando de otro modo, que el tiempo se haga cargo de las heridas. Se con seguridad que no hay nada ni nadie que pueda dominar el laberinto de mi mente. Apelando a mi obsecuencia quisiera con seguridad meterles una bomba por el culo a todos esos criminales y caminar en libertad.

Insisto en preguntar ¿hasta donde puede llegar las intenciones de un ser humano en su a fan por destruir, por imponerse? ¿Hasta donde sus consecuencias? Las intenciones mueven al planeta, entendiendo también por ello todo aquello que se ve tamizado en la falta de razonamiento, que hace que obremos con total ignorancia, forjando cada instante del anguloso destino. ¿Hasta donde llegara todo ese tango de la inferioridad o superioridad de los otros? O acaso no se dan cuenta o no saben, que todos tenemos trayectoria espiritual diferente y por lo tanto reparaciones distintas.

Libros recomendados

Rayuela -
J. Cortazar
Ficciones -
J.L. Borges
La tierra màs ajena -
A. Pizarnik
Acerca de Roderer -
G. Martinez
Textos escogidos -
A. Artaud

Clasicos

La madre - Gorki
Teatro - Sofocles
El idiota - F. Dostoievski
Antologia - Agnatova
El proceso - F. Kafka
Editoriales

Bubok.com
Lulu.com
bookandyou.com
YoEscribo.com

Teatro:

Centro Cultural San Martín
(Sarmiento 1500)

Escuela de teatro
(Corrientes 1551)

Laura Silva
Tel: 15-6572-3601
(Salta 745)
Alternativa teatral.com.

Osvaldo Peluffo
Tel: 4957-8362
(Callao 84)

Centro Cultural Rigolleou
Tel:4256-2032
Mario 15-6461-3381

Radios

“Mate y Tiza” 98.1FM
Sábados 11-13hs
Tel. 4256-6239

Radio Ciudad AM1560
Morel Rojas
rojasmorel@yahoo.com.ar
Hoy habia 5200 visitantes (9932 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=